Dieron su mirada y cada uno se quedó con la del otro, dejaron de ver su mundo y comprendieron que el yugo les arrastraría de vuelta al inicio para recuperar la visión propia antes de morir. Siempre tarde...siempre...

0

Somos un espejo que refleja el mundo. Y detras del espejo hay un ser solitario que observa y teme, que el espejo se rompa y le deje al descubierto. POrque si ocurre esto , comprobara, que detras del espejo, no hay nadie. Nunca hubo nadie.

0

Recuerdo que los dias eran más largos, y los veranos una gran aventura que duraba toda una vida. La perspectiva cambia mientras nos alejamos del suelo que nos sostiene, supongo que cuando empiece a encorvarme nuevamente hacia él el tiempo volverá a ser eterno.

0

Páginas

Suscribirse a TCuento RSS